Jesús Campos García jcampos
   
Teatro  I  Artículos I  Poesía y narrativa
       
 
 

 

Artículos, "terceras" y cuadernos de bitácora

(2010-2013)


vestigios-emocionales

Las Puertas del Drama, 42 (2013): 3. Especial: Teatro y realidad.
 

El reciclaje (inmediato) de la realidad

¿Y por qué ahora? Nada está al margen de la realidad, incluso darle la espalda a la realidad es otro modo de situarse en ella. Y si esto es así, ¿por qué ahora esa demanda?, ¿por qué un teatro que refleje la realidad?, ¿es que acaso podría no reflejarla? La realidad lo es todo. Incluso la ficción, cuando trata de escapar de lo real, lejos de situarse fuera de sus límites, lo único que hace es ampliarla. Y es que la creación no es una pirueta en el vacío, las obras no se escriben a partir de la nada, y por más que quisiéramos evadirla –en el caso de que quisiéramos– la realidad –incluso en lo irreal– siempre estará presente, con su panteísmo inexorable.

Crear es otro término de equívoca significación. ¿Qué es eso de crear? Digamos que ordenamos, o que recolocamos, las piezas que ya existen...

(Continuar leyendo).

 
     

las-puertas-del-drama36

Primer Acto. (Cuadernos de Investigación Teatral), 344 (2014): 12-17.

 

"Sísifo total"

Y cuando ya habíamos llegado a un acuerdo, se alzó el telón y escenificaron una crisis. Sísifo total. Más de diez años diagnosticando debilidades y fortalezas, aportando soluciones, cediendo en lo razonable, creyendo que podíamos, para que una tormenta de altos vuelos acabe arrasándolo todo con sus ventoleras.

Que sí, que este es un mundo globalizado, y no puede ser que aquí nos solacemos con las golosinas de la sociedad del bienestar mientras que en el tercer mundo se las tienen que arreglar con un mendrugo. ¿Igualar por arriba? Ni pensarlo. Y, al más puro estilo neocon, “mendrugo para todos”. Y nos mentalizaron: “Hay que devaluarse, mermarse el bienestar”. Y para tales mermas, qué mejor que una crisis cargada de amenazas. ¿El pretexto? Cualquiera...

(Continuar leyendo).

 

         
edicion-teatral

Las Puertas del Drama, 41
(2013)
. Especial: La edición teatral a través de la historia.
 

Internet: la vulnerabilidad del pensamiento gaseoso

Nostalgia del papel, del pergamino, del papiro, del plomo y de la piedra. Y de la oralidad. Los cambios de soporte condicionan, influyen, determinan el modo de pensar y el pensamiento. Y aunque este no sea el sitio ni yo sea la persona capaz de precisar estos extremos, sí evocaré –de forma imprecisa– los temores, las dudas y los entusiasmos que los creadores de antaño debieron sentir al fijar sus relatos orales en los nuevos soportes, tan palpables, tan distintos del aire y la memoria: vehículos efímeros en los que hasta el momento se sustentaban.Escribir es atrapar con unos garabatos un estado de ánimo. Y si la concreción que aporta la escritura nos permite fijar el momento, también la concreción puede ser dique que detenga el proceso...

(Continuar leyendo).

         
las-puertas-del-drama34

Las Puertas del Drama, 40
(2011). Especial: Transgresión y poder
.
 

La revolución reaccionaria

Las formas se acartonan: con el tiempo, con el uso, pero sobre todo con el aplauso; y es necesario violentar la tradición, zarandearla, inventando las tradiciones del futuro. No es nada nuevo; de hecho, la tradición es eso: romper la baraja para jugar con otra igual, aunque menos sobada. Avanzar en círculo, que es lo que se hizo siempre, solo que antes, como pasaban siglos entre mano y mano, alguien pudo creer que se avanzaba recto y con objetivo, que el arte caminaba hacia alguna parte; aunque los que sabían, sabían que no; sabían que era un regate para evitar que los que administran el aplauso pudieran silenciarlos.

El problema llegó con la velocidad, cuando las transgresiones comenzaron a amontonarse hasta tal punto que podías levantarte moderno y el mismo día acostarte antiguo...

(Continuar leyendo).

         
   

las-puertas-del-drama32

Las Puertas del Drama, 39 (2011): 3. Especial: El público.

 

Algo más que meros espectadores"

Quien paga, manda. Lo que no significa que necesariamente haya que hacerle caso. De este sometimiento y de esta insumisión es fruto la historia del arte. También la del teatro. Tal vez no fuera así en la prehistoria escénica, cuando el juego de representar surgía espontánoe en fiestas y reuniones, pero a poco que el juego se "normaliza", pasando a formar parte del orden social de la ciudad, el oficiante es valorado por su oficio, y ya no solo es aplaudido, sino también remujerado. Tan remunerado como condicionado. La eficacia -peligrosa- del juego dramático así lo aconseja. Representar la realidad es cuestionarla, y cuestionarla colectivamente. Lógico, pues, que semejante juego inquiete e incomode a los que se saben responsables de esa realidad...

(Continuar leyendo).

 

         
   

republica-de-las-letras

Las Puertas del Drama, 38 (2010), p. 3. Especial: XX Aniversario de la AAT.

 

"Que veinte años no es nada..."

…Es uno de esos lugares comunes que, cuando me vienen a la mente, suelo tener muy claro que conviene evitar; más aún en estos tiempos de crisis, en los que el tango, con su lamento implícito, redunda en la obviedad. Será por eso que, una vez más, lejos de evitarlo y dejándome arrastrar por el vértigo de la inconveniencia, me pregunto: ¿y qué son veinte años?
Desde que Miralles me llamara para enrolarme en el empeño de fundar la AAT, fueron muchas las puntadas que hubo que dar. Tal vez no todas acertadas (ensayo y error, que no es mal procedimiento), si bien, en su conjunto, el pespunte no podía estar mejor encaminado. La ayuda de Mollá y Sorel al frente de la ACE fue providencial. La doble presidencia de Olmo (ejecutiva) y Buero (honorífica) nos hizo incuestionables...

(Continuar leyendo).

 

         
   

creacion-escenica-y-sociedad-española

Las Puertas del Drama,
37 (2010), p. 3.
Especial: Programadores y autoría
.

 

"El arte de clavar alcayatas"

Un mínimo decoro democrático impide a los políticos fantasear con la censura, incluso en sus sueños más lúbricos. Aun así, alguno habrá que se pregunte en las noches de insomnio: '¿qué sentido tiene ostentar el poder si no se puede ejercer el control?'. La erótica del poder se satisface con estas pornografías. Y salvo algún 'friki' aún en activo, que ya ejerció la censura con Franco y puede que aún siga enganchado a su obsesión de '¡muerte al autor vivo!', a nadie de la actual clase política se le ocurriría satisfacer estos bajos instintos. Otra cosa, ya, es que se remedien con ciertos sucedáneos que ni ellos mismos saben que lo son...

(Continuar leyendo).

         
 

 

 

 

Archivo de artículos:

 

2014-2017

2010-2013

2008-2009

2006-2008

2005-2006

2004-2005

2003-2004

2001-2002

2000-2001

1999-2000

1996-1999

1974-1995

 

 

 

Poesía:


Mis 100 peores poesías

 

 

 

Teatro breve:


La número 17

Pareja con tenedor

Noche de bodas

El traje de cuero

A papel bien sabido...

 

 

 

Archivo de artículos:

 

2014-2017

2010-2013

2008-2009

2006-2008

2005-2006

2004-2005

2003-2004

2001-2002

2000-2001

1999-2000

1996-1999

1974-1995